Hebreos 11 : 36 Isaías el profeta que murió aserrado por la mitad

Hebreos 11 : 36 Isaías el profeta que murió aserrado por la mitad

Hebreos 11:32 menciona a profetas, que han sido:

y en el versículo 36, menciona que han sido aserrados.

 

Como he mencionado en otros artículos, es importante tener en cuenta el contexto del Nuevo Testamento y tener en mente que los autores del Nuevo Testamento, leían y conocían no solamente el Antiguo Testamento, además conocían y estaban familiarizados con la literatura del periódo del segundo templo.

La muerte del profeta Isaías no es mencionada en el Antiguo Testamento, sin embargo es narrada en un texto de la literatura del periódo del segundo templo.

Dentro de esa literatura se encuentra el texto conocido como La ascensión de Isaías, en este texto se narra la muerte del profeta Isaías, narrando como fue aserrado por la mitad, esos detalles son mencionados en varias partes de dicho texto.

Por lo tanto es posible que el autor de la Epístola a los Hebreos, tenía en mente ese texto que menciona al profeta Isaías siendo aserrado por la mitad, y por eso el autor habla de profetas que han sido aserrados en Hebreos 11: 32 y 36

Algunos de los llamados padres de la iglesia, tambien mencionaron la muerte de Isaías aserrado.

“..a….acerca de la muerte de Isaías, ha quienes ustedes aserraron a la mitad con una sierra de madera…” Justino, Diálogo con Tryfo 120

“Con esta fuerza de paciencia, Isaías es aserrado a la mitad y no cesa de hablar acerca del Señor, Esteban es apedreado y ora por perdón para sus enemigos…”  Tertuliano – De la Paciencia 14

 

Anuncios

Libros mencionados en la Biblia que no se han encontrado

Libros mencionados en la Biblia que no se han encontrado

La Biblia menciona varios libros que no han sido encontrados.

Pero tambien menciona otros que aunque no forman parte de la Biblia, si se han encontrado.

Y tambien encontramos en la Biblia algunos casos en los que se hace mención de algún hecho ó personajes relacionados con pasajes bíblicos, pero esos detalles específicos no se encuentran en los libros de la Biblia, y por lo tanto significa que el autor del libro bíblico tomó esos datos de algún otro libro que no ha sido incluído en la Biblia.

Existen otros casos en que el autor del Nuevo Testamento, se refiere a hechos ó detalles que no aparecen en el texto hebreo del Antiguo Testamento, pero que sí aparecen en la versión del Antiguo Testamento en griego (Septuaginta – LXX).

Libros mencionados en la Biblia que no han sido encontrados

La lista pudiera ser bastante larga, y en ocasiones algunos estudiosos especulan que algunos de los siguientes libros son en realidad libros que si han sido incluidos en la Biblia pero bajo algún otro nombre.

En esta lista podríamos mencionar entre otros:

Libro de las guerras del Señor mencionado en Números 21 : 14.

Libro de los hechos de Salomón, mencionado en 1 Reyes 11 : 41, que menciona ese libro incluye todo lo que hizo y toda su sabiduría. Por cierto que el historiador judío Flavio Josefo le atribuye a Salomón una enorme cantidad de libros, de canciones mil cinco, tres mil parábolas de todo tipo de árboles y de animales y todo ser viviente. (Ant. judías Libro 8 – cap 2 – 5)

Libro de Samuel vidente mencionado en 2 Crónicas 29 : 29

Libro del profeta Natán, libro de las profecías de Abías, y libro del vidente Iddo, mencionados en 2 Crónicas 9 : 29

Libro sobre los hechos de Uzías, escrito por el profeta Isaías, mencionado en 2 Cronicas 26 : 22

La lista puede ser extensa pero estos son solo algunos ejemplos.

Libros mencionados en la Biblia que sí han sido encontrados

Libro de Jaser mencionado y citado en la Biblia en Josué 10 : 12 y 2 Samuel 1 : 18

Libro de Gad vidente mencionado en 2 Crónicas 29 : 29

 

Detalles mencionados por autores del Nuevo Testamento sobre pasajes del Antiguo Testamento pero que no se encuentran en ninguna parte del Antiguo Testamento.

Como ejemplo tenemos al apóstol Pablo que menciona en 2a Timoteo 3 : 8 nombres de magos egipcios del pasaje de Exodo 7 : 11 – 12, pero los nombres de esos magos no están en ese pasaje de Exodo ni en ninguna otra parte de la Biblia, ni del Antiguo ni del Nuevo Testamento, y por lo tanto significa que Pablo tomó esos nombres de algo que leyó en otro libro, es un hecho que Pablo como fariseo bien instruído y leído, conocía muchos textos, de hecho Pablo incluso cita poetas griegos y conoce de cultura y medicina griega, es aún más razonable que conociera antiguos libros judíos que no forman parte de la Biblia actual.

Otro ejemplo es Judas que en el versículo 14 cita una profecía de Enoc, la cual no se encuentra en ninguna parte del Antiguo Testamento, pero procede de un antiguo texto judío conocido como el libro de Enoc, ó con mayor precisión el libro 1 de Enoc.

Judas también en los versículos 14 y 15 hace referencia a hechos que no están en ninguna parte del Antiguo Testamento, a una disputa entre Satanás y Miguel sobre el cadáver de Moisés, esos hechos y detalles no están en ningun libro del Antiguo Testamento, pero parece proceden de un antiguo texto judió llamado el Testamento de Moisés ó también conocido como la Ascensión de Moisés.

Tanto el apóstol Pedro en sus cartas como Judas, hacen mención de hechos y detalles correspondientes a un pasaje en Génesis 6, pero esos detalles no están en ninguna parte del Antiguo Testamento, sino en el libro 1 de Enoc antes mencionado.

Detalles mencionados en el Nuevo Testamento en que el autor tomó detalles del Antiguo Testamento en su versión en griego.

Pondré el ejemplo de Hechos 7 :53 y de Hebreos 2 : 2, versículos en los cuales el autor del Nuevo Testamento menciona que la ley (los mandamientos de Dios) fue entregada por medio de ángeles, ó fue entregada en la presencia de ángeles.

Esa idea ó concepto ó detalles  no se encuentran exactamente en el Antiguo Testamento en su versión en hebreo (texto masorético), por lo tanto no los encontrará en su Biblia en español en ninguna versión, pero ese detalle se puede encontrar en Deuteronomio 33 : 2 en la versión en griego del Antiguto Testamento (Septuaginta – LXX), los autores del Nuevo Testamento citan continuamente el Antiguo Testamento en su versión griega, la cual tiene algunas diferencias con el texto hebreo (masorético).

La película Los Diez Mandamientos (1956) menciona que utilizó como documentos fuente: Las Sagradas Escrituras, además de los antiguos textos de los historiadores judíos Flavio Josefo, Filo de Alejandría y tambíen en los créditos se menciona el Midrash, texto con enseñanazas de rabinos judíos.

Por lo visto los productores de la película solo utilizaron el Antiguo Testamento derivado ó traducido del texto hebreo, pues si hubieran utilizado tambien como documento fuente el pasaje de Deuteronomio 33 : 2 de la Septuaginta, ó hubieran tomado tambien algún otro texto judío de rabinos como el targum pseudo – Jonathan, entonces la escena en la que Moisés (papel que hace Charlton Heston) recibe los diez mandamientos de parte de Dios, podría haber sido una escena aún más impactante en la que hubieran estado una multitud de ángeles presentes en la entrega de los mandamientos.

 

 

 


Salmo 145 – El versículo que falta en la versión hebrea

Salmo 145 – El versículo que falta en la versión hebrea

El Salmo 145 es un poema acróstico, es un poema en el cual cada versículo comienza con una letra sucesiva del alfabeto hebreo, empezando así desde Alef.

Pero en la mayoría de las Biblias actuales, tomadas del texto hebreo (masorético) faltan unas líneas correspondientes a la letra hebrea Nun, justo después de lo que aparece como el versículo 13 en estas Biblias.

Ese par de líneas es casi seguro no estén en su Biblia, a menos que usted tenga su Biblia de Jerusalén conocida también como Biblia Católica,  no las encontrará en su versión Reina Valera.

Sin embargo éstas líneas aparecen en un manuscrito hebreo, aparecen también en la versión griega (septuaginta) y en la versión en latín (vulgata) así como en la versión en siriaco (Peshitta), tanto en la septuaginta y vulgata el Salmo 145 de la Biblia nuestra  es el 144 en esas 2 versiones, y ese par de líneas también aparecen en el Salmo 145 en los rollos del mar muerto (11QPs5)

Este Salmo 145 también está en un libro mencionado en la Biblia, pero no incluido en la Biblia, y se trata de un libro que hasta la fecha es casi desconocido para la gran mayoría de judíos y cristianos en el mundo, se trata de un libro mencionado en 1 Crónicas 29 : 29, el libro de Gad vidente, aunque en ese libro el párrafo es diferente al que encontramos en las versiones mencionadas anteriormente.

Sin embargo en casi todos los textos masoréticos no está incluido ese par de líneas.

Abajo incluyo algunas de las versiones:

Biblia de Jerusalén – Fiel es Yahvé en todo lo que dice, amoroso en todo lo que hace.

Septuaginta – Fiel es el Señor en sus palabras y devoto en sus obras.

Rollos del mar muerto  – Dios es fiel en todas sus palabras y amoroso en todas sus obras

Peshitta (Siriaco) – Yahweh es fiel en sus palabras, y justo en todas sus obras

Libro de Gad vidente –

Es bueno e interesante comparar versiones de la Biblia, debido a casos como este y algunos otros que he mencionado en el artículo sobre diferencias entre la Biblia versión hebrea y la griega.


Apocalipsis 22 : 14 – Comentario Biblico

Apocalipsis 22 : 14 – Comentario Biblico

 Bienaventurados los que guardan sus mandamientos, para que su potencia sea en el árbol de la vida, y que entren por las puertas en la ciudad

Apocalipsis 22 : 14 (Reina Valera 1909)

Este es el texto que hace sentido (la traducción 1960 presenta varios problemas), este texto en la versión antigua, coincide con los demás textos bíblicos a lo largo de la Biblia, que hablan de guardar los mandamientos de Dios, para alcanzar finalmente el cielo (ó la salvación final), tales como:

“Y en esto sabemos que nosotros le conocemos, si guardamos sus mandamientos” 1ª Juan 2 : 3

“y cualquiera cosa que pidiéremos la recibiremos de él, porque guardamos sus mandamientos, y hacemos las cosas que son agradables delante de él” 1ª Juan 3 : 22

“En esto conocemos que amamos a los hijos de Dios, cuando amamos a Dios, y guardamos sus mandamientos.

 Pues este es el amor a Dios, que guardemos sus mandamientos; y sus mandamientos no son gravosos” 1ª Juan 5 : 2 – 3

“Entonces el dragón se llenó de ira contra la mujer; y se fue a hacer guerra contra el resto de la descendencia de ella, los que guardan los mandamientos de Dios y tienen el testimonio de Jesucristo” Apocalipsis 12 : 17

“Aquí está la paciencia de los santos, los que guardan los mandamientos de Dios y la fe de Jesús” Apocalipsis 14 : 12

Estos textos van de acuerdo en el concepto de que no solo la entrada es angosta sino el camino de la salvación es angosto, es un camino de mantenerse en fe en Jesús y de mantenerse en obediencia a los mandamientos de Dios, y de llegar a la muerte física en completa santidad (no hay santidad a medias) para poder ver al Señor, ya que sin santidad nadie lo verá.

Porque el que ha creído en Jesús y ha sido hecho una criatura nueva regenerada, nacido de nuevo por la obra del Espíritu Santo y se mantiene guardando sus mandamientos permanece en Jesús.

“Y este es su mandamiento: Que creamos en el nombre de su Hijo Jesucristo, y nos amemos unos a otros como nos lo ha mandado.

 Y el que guarda sus mandamientos, permanece en Dios, y Dios en él. Y en esto sabemos que él permanece en nosotros, por el Espíritu que nos ha dado” 1 Juan 3 : 23 – 24

“Y aunque era Hijo, por lo que padeció, aprendió la obediencia,  y habiendo sido perfeccionado, vino a ser autor de eterna salvación para todos los que lo obedecen”  Hebreos 5 : 8 – 9

De tal manera que entonces el que se mantiene creyendo en Jesús y se mantiene guardando los mandamientos de Dios y obedeciendo a Dios, alcanza la salvación final y la entrada al cielo, como lo dijo el Señor Jesús:

“No todo el que me dice: Señor, Señor, entrará en el reino de los cielos, sino el que hace la voluntad de mi Padre que está en los cielos” Mateo 7 : 21

Aaaa


1ª Pedro 3 : 19 – 20 Comentario Biblico.

1ª Pedro 3 : 19 – 20   Comentario Biblico.

“en el cual también fue y predicó a los espíritus encarcelados,

Los cuales en otro tiempo desobedecieron, cuando una vez esperaba la paciencia de Dios en los días de Noé, mientras se preparaba el arca, en la cual pocas personas, es decir, ocho, fueron salvadas por agua”.

El concepto plasmado en el versículo 19, se refiere a algo que estaba en el pensamiento, y entendimiento de Pedro, así como de sus lectores, el problema es que ese concepto al que se refería Pedro, no está en la mente de la mayoría de los lectores actuales y eso da lugar a interpretaciones distintas a la que originalmente tenía Pedro y sus lectores en mente.

Parte del problema es que ese concepto, al no estar en otra parte del Antiguo Testamento, y no ser común en el Nuevo Testamento, es desconocida para la mayoría de los lectores actuales.

Sin embargo, se puede constatar en otros 2 pasajes del Nuevo Testamento que los apóstoles y los cristianos de esa era, estaban familiarizados con tal concepto.

Este concepto al que Pedro se refería, también es abordado por Pedro en 2ª Pedro 2 : 4 – 5 y por Judas en Judas 7 y 8.

Watermark

Una clave la da el mismo Judas, en el siguiente texto:

“De estos también profetizó Enoc, séptimo desde Adán, diciendo: He aquí viene el Señor con sus santas decenas de millares”  Judas 14.

Esas palabras proféticas de Enoc, que cita Judas, no las encontrarás en ninguna parte de tu Antiguo Testamento (ni siquiera si tu Antiguo Testamento incluye libros tales como Macabeos y otros que no están en las Biblias de algunos), ni tampoco encontrarás tales palabras de Enoc, en ninguna otra parte del Nuevo Testamento.

Lo más probable es que si buscan en todos los libros en tu biblioteca en casa, tampoco encontrarás la referencia, por la sencilla razón que el lector cristiano actual, no tiene ni lee los mismos libros que usaban los primeros cristianos.

Las palabras que citó Judas en el versículo anterior están el el libro de Enoc,  también conocido como 1 Enoc (a diferencia de 2 Enoc y 3 Enoc).

Es por eso que para poder entender el Nuevo Testamento, es necesario tener el contexto de los apóstoles que lo escribieron y que leían algunos textos religiosos judíos, y que al parecer incluso los consideraban sagrados, pero dichos textos son desconocidos para muchas personas que el día de hoy leen la Biblia.

Ese libro de Enoc, muestra con detalle el concepto al cual se refiere y tiene en mente tanto Pedro, como Judas y sus lectores al escribir en:

1a Pedro 3 : 19 -20

2ª Pedro 2 : 4 – 5

Judas 7 – 8

No entraré a citar toda la historia, pues se repite con muchos detalles a lo largo del libro de Enoc (1 Enoc), pero mencionaré que en esencia se refiere a lo que pasó en Génesis 6, cuando los ángeles tomaron mujeres humanas para procrear con ellas a los gigantes nephilim.

Génesis 6, ya no comenta más sobre lo que aborda el libro de Enoc, pero el libro de Enoc, comenta que esos ángeles que pecaron fornicando con mujeres humanas, fueron puestos en prisión, y después de alegar su caso, Enoc fue a esas prisiones a proclamar que su destino no sería cambiado y que estaban perdidos, sin salvación.

Teniendo ese concepto en mente al igual que sus lectores,  Pedro  alienta a los cristianos que son perseguidos (véase versículos 14, 17 y 18 en 1ª Pedro 3), recordándoles que Cristo también padeció injustamente, pero que siendo resucitado (el vivificado en Espíritu del versículo 18), fue a las prisiones donde estaban esos espíritus encarcelados (los ángeles que pecaron en Génesis 6, en los días de Noé) los que se asocia con la idea de que desobedecieron en los días de Noé que menciona el versículo 20 y ahí les proclamó su destino de perdición, al igual que lo hizo Enoc en su época. Mostrando en ese sentido a Jesús como un tipo de Enoc.

La palabra traducida en el versículo 19 como  “predicó” (ekeruxen en griego) debió ser traducida como proclamó, pues el verbo significa actuar como heraldo.

Se podría entender que este mensaje original de Enoc, era que la justicia de Dios triunfaba finalmente, y lo mismo significaría el mensaje de Jesús en esas prisiones.

Pedro estaría animando a los cristianos bajo sufrimiento y persecución, mostrándoles como también Jesús sufrió, pero que la justicia de Dios triunfa finalmente, incluso sobre las fuerzas espirituales que están por encima de los humanos, y que muchas veces están realmente detrás de los humanos que los persiguen, pues no tenemos lucha contra sangre ni carne, como mencionó el apóstol Pablo sino contra principados y fuerzas espirituales del maligno.

Es decir, Pedro no tiene en mente, que Cristo haya ido al infierno a predicar ó evangelizar a los espíritus de humanos muertos y que están en el infierno, de ninguna manera.

Aaaa


1 Reyes 1 : 1 – 4 Comentario Bíblico.

1 Reyes 1 : 1 – 4 Comentario Bíblico.

“Cuando el rey David era viejo y avanzado en días, le cubrían de ropas pero no se calentaba.

Le dijeron, por tanto, sus siervos: Busquen para mi señor el rey una joven virgen, para que esté delante del rey y lo abrigue, y duerma a su lado, y entrará en calor mi señor el rey.

Y buscaron una joven hermosa por toda la tierra de Israel y hallaron a Abisag sunamita, y la trajeron al rey.

Y la joven era hermosa: y ella abrigaba al rey, y le servía: pero el rey nunca la conoció”

En esa época era una recomendación y práctica médica el disponer que una persona joven transmitiera el calor a una persona en edad avanzada.

El historiador Flavio Josefo narra:

“David ahora estaba en años, y su cuerpo por el paso del tiempo, se volvió frío y adormecido, tanto así que no podía calentarse cubriéndose con muchas ropas; y cuando los médicos se juntaron, acordaron este consejo, que una hermosa virgen, escogida de todo el país, debiera dormir al lado del rey, y esta mujer transmitiera calor al rey y fuera un remedio para su entumecimiento. Fue encontrada en la ciudad una mujer, de hermosura superior a las demás mujeres (su nombre era Abishag), quien durmiendo con el rey, no hizo más que comunicar calor a él, porque él era tan viejo que no podía conocerla como un esposo conoce a su esposa, pero de ésta mujer hablaremos más adelante”   Flavio Josefo Antigüedades de los judíos 7 : 14 – 3

Se dice que incluso Galen recomendaba este tipo de tratamiento en algunos casos similares (Galen Método de Medicina VIII 7).

Así que esta mujer fue conseguida únicamente para servir al rey, estar delante de él sirviéndole de tal forma que pudiera transmitirle calor y evitar que el rey entrara entumecimiento por el frío.

Aaaa


Cuidado con los falsos profetas

Cuidado con los falsos profetas

Ahora que estoy estudiando el libro de Reyes, llegué a un capítulo que considero tiene una buena lección sobre el cuidado que se debe tener con falsos profetas que se hacen pasar por hombres ó mujeres de Dios.

Aquí el enlace para el comentario sobre dicho pasaje en el libro de Reyes.