Mateo 27 : 46 Comentario Bíblico.

Mateo 27 : 46  Comentario Bíblico.

“Cerca de la hora novena, Jesús clamó a gran voz, diciendo: Elí, Elí, lama sabactani, Esto es: Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has desamparado?  Mateo 27 :46

Porque Jesús dijo la verdad y Dios lo desamparó, se alejó de él en el momento en que Jesús cargó con los pecados de todo el mundo, pues Dios que es Santo, Santo, Santo, y que toma muy en serio el pecado, y odia al pecador, seguramente no podía mantenerse viendo a Jesús cargando todos los pecados de todo ser humano.

Jesús el Cristo, abandonado por Dios en la cruz, al cargar los pecados de todo ser humano.

“Al que no conoció pecado, por nosotros lo hizo pecado, para que nosotros fuésemos hechos justicia de Dios en él” 2a Corintios 5 : 21

Esto solo lo podía obrar el Unico Dios Verdadero, un Solo Dios, en tres personas.

Ante algunos comentaristas que dicen que pareció que Dios Padre abandonó a Jesús en la cruz, ó que piensan que Jesús se imaginaba que el Padre lo abandonó cuando en realidad no lo hizo, Leon Morris comenta (The Cross in the New Testament 1965), ¿Podemos realmente creer que un estudiante moderno de los evangelios, conoce más de las realidades de esa situación que Jesús mismo?

R.W Dale comentó (The Atonement – 1875),  “rehuyo a decir que aún en mis mas calmadas y brillantes horas, tengo un conocimiento de Dios y los caminos de Dios, que sea más verdadero que el que Cristo tuvo, aún en su agonía. No me atrevo a pararme delante de su cruz y decirle aún por un momento que se imagina algo concerniente a Dios lo cual no es un hecho y no puede ser un hecho”.

Jasper Abraham Huffman comenta (Upper Room Messages – 1915) que hay aquéllos que interpretarían esa frase de Dios mío me por qué me has desamparado como delirio causado por el sufrimiento físico de su cuerpo, ellos dirían que Jesús estaba equivocado, que Dios no lo abandonó. Pablo testifica en “a Corintios 5 : 21 que Jesús fue hecho pecado, por nosotros. En ese preciso momento Jesús fue realmente hecho pecado. Mientras tomó el lugar del pecador culpable y estuvo entre el pecador y Dios, Dios no pudo tolerar el pecado mientras estaba sobre Su Hijo, no más que cuando estaba sobre el pecador culpable. Dios volteó su cara y abandonó a Su propio Hijo en ese momento. Jesús sabía lo que estaba diciendo. El abandono por parte del Padre fue necesario para completar la obra de salvación y para hacer a Jesús el perfecto Salvador de hombres imperfectos.

Aaaa

explicacion de  Mateo 27 :46

exegesis de Mateo 27 :46