Cristianos son llevados a prisión y otros son quemados vivos

Cristianos son llevados a prisión y otros son quemados vivos

 

En un día como hoy, un domingo, muchas personas que profesan fe en Jesús Dios Hijo, se reúnen en algún lugar, la reunión empieza con un espectáculo musical, y luego un chiste para continuar con la persona al frente hablando de cómo tener la mejor vida ahora, de cómo declarar que cosas buenas le vendrán a uno, de orar y declarar para tener la casa que uno quiere, el coche que uno desea, una plática en la que el tema es como hacerse de cosas materiales, de tener salud perfecta.

Pero en otros lugares, las personas que profesan fe en Jesús Dios hecho carne y hueso, no les interesan las posesiones materiales, ni su objetivo es tener su mejor vida ahora, ni se preocupan por declarar que tendrán salud perfecta.

Esos otros cristianos, no se reúnen para presenciar un espectáculo musical, ni para escuchar chistes, ni para escuchar mensajes de prosperidad material y salud física.

Sus reuniones son distintas y llegan a tener un alto precio.

Acabo de leer unos reportes, que no son divulgados en los canales de noticias de difusión general.

Uno de estos reportes informa acerca de personas cristianas, incluso unos que eran musulmanes y se convirtieron al cristianismo y fueron sentenciados a 45 años de cárcel, por cometer el crimen de reunirse y de organizar iglesias en casa. Esto ocurrió en Irán.

En Nigeria se reporta de un pastor y su familia que fueron quemados vivos por unos musulmanes, quienes también quemaron 95 casas.

Y pocos cristianos de occidente conocen el alto precio de ser cristiano en Corea del Norte.

La vida de los cristianos en Corea del Norte, en Irán, en Nigeria, implica profesar su fe en Jesús con los riesgos de terminar en prisión y de terminar muerto.  Para ellos la prioridad es mantener su fe firme en Jesús, a pesar de esos riesgos, un mensaje de prosperidad y salud y declarar cosas buenas no les sirve ni ayudaría en nada.

Pero en días como hoy domingo en el mundo occidental se llega a escuchar a muchas personas desde el púlpito decir cosas como: “acepta a Jesús y todo será felicidad”, ó “descubre como ser un campeón en la vida y tener tu mejor vida ahora” ó “declara que tendrás el coche, ó el caballo que deseas”.

Lamentablemente, muchas personas escuchan esos mensajes y están adormecidas.

Esas personas que están adormecidas por un mensaje de prosperidad material y salud, les caería bien si pudieran escuchar a los cristianos que viven en países donde el profesar fe en Jesús, el poseer una Biblia puede significar terminar en prisión ó terminar muertos por profesar esa fe en Jesús, esos cristianos no viven su mejor vida ahora, de hecho llegan a perder posesiones materiales, llegan a perder su libertad y llegan a perder esta vida terrenal, pero manteniendo firme su fe en Jesús hasta la muerte tendrán su mejor vida a partir de la muerte física.