Biblia versión septuaginta (Antiguo Testamento en Griego) – Recursos para estudio bíblico

Biblia versión septuaginta – (Antiguo Testamento en Griego) 

 Comentarios sobre la versión Septuaginta como recurso para estudios bíblicos.

Un recurso importante para los estudios bíblicos es la versión septuaginta de la Biblia (es decir el Antiguo Testamento en griego) es unos 1000 años más antigua que el texto hebreo masorético del cual se han traducido la mayoría de las Biblias (aunque originalmente la Biblia – en hebreo la Torah, ý Tanakh –  fue escrita originalmente en hebreo, salvo por ejemplo una parte del libro de Daniel escrito en arameo).

La Biblia Septuaginta es más antigua que el texo masorético (texto hebreo).

La Septuaginta es unos 1,000 años más antigua que la Biblia en el texto masorético (hebreo), es decir que la versión griega del Antiguo Testamento (septuaginta) es previa a la era cristiana. La mayoría de las Biblias actuales (Reina Valera, King James) han sido traducidas del texto masorético (texto en hebreo) compuesto y editado por judíos masoréticos alrededor de los años 800 y 1000 después de Cristo.

El origen de la Septuaginta (LXX) es decir la versión en griego del Antiguo Testamento , proviene según las tradiciones preservadas por algunos historiadores judíos como Flavio Josefo y Filón, (y plasmadas previamente en un texto conocido como Carta de Aristides)  de una  petición de Ptolomeo el rey de Egipto alrededor del año 285 A.C. y traducida por 70 judíos (72 en algunas versiones) de Alejandría (Egipto).

Previo al descubrimiento de los rollos del mar muerto, el manuscrito hebreo más antiguo conocido es el texto masorético conocido como Códice de Aleppo (Aleppo Codex) escrito en el año 826 (después de Cristo). Otro texto masorético importante es el el Códice de Leningrado (Leningrad Codex) escrito en el año 1008 (después de Cristo). Ambos códices son considerados los textos masoréticos Ben Asher.

La Biblia en los Rollos del Mar Muerto es la Biblia más antigua, más antigua incluso que la Septuaginta.

El Antiguo Testamento descubierto en los rollos del mar muerto antecede por aproximadamente unos 1,000 años al texto hebreo más antiguo.

“La “Biblia del Mar Muerto” es de hecho la Biblia más antigua, es el grupo más antiguo de manuscritos del Antiguo Testamento que jamás se haya encontrado, por lo menos 1,000 años más antiguo que los textos tradicionales Hebreos que han sido la base de nuestras traducciones de la Biblia moderna. En muchos casos los rollos han soportado el texto tradicional de la Biblia, pero en otros. lo que dicen en versos particulares está de acuerdo con versiones no tradicionales como la septuaginta”  The Dead Sea Scrolls – A New Translation – Michael Wise.

Una nueva traducción fraudulenta del hebreo al griego para tratar de negar la autenticidad de las profecías sobre Cristo.

Alrededor del año 95 (despues de Cristo) un rabino Akiva, contrató a un hombre de nombre Aquila para traducir del hebreo al griego una versión del Antiguo Testamento que buscaría negar ó alterar las profecías encontradas en la Septuaginta y que Jesús cumplió. Algunos escolares piensan que el texto masorético fue basado en parte en esas traducciones tendenciosas y tergiversadas de Aquila.

Así por ejemplo Aquila en esa traducción fraudulenta, cambió en Isaías 7 : 14, la original palabra virgen por mujer joven. Nótese que la palabra virgen si aparece en la septuaginta, mientras que el texto masorético muestra mujer joven.

Así tambien en Daniel 9 : 26, Aquila en su traducción fraudulenta al griego, cambio Cristos (mesías ó ungido) por la palabra “persona responsable”.

 

Algunas diferencias entre el texto hebreo y la  septuaginta.

La versión septuaginta tiene algunas diferencias con el texto hebreo por ejemplo las siguientes:

Deuteronomio 32 – 8. El texto masorético dice entre los hijos de Israel, mientras que la septuaginta dice entre los hijos de Dios, incluso en los rollos del mar muerto tambien dice entre los hijos de Dios, por lo cual definitivamente el masorético no es correcto, además que no es lógico.

En Deuteronomio 33 : 1- 4 hay diferencias en particular en el verso 2, esto se puede apreciar cuando se lee en el Nuevo Testamento pasajes como Hechos 7 : 52-53, Hebreos 2 :1-2 y Gálatas 3 : 19, en los cuales se menciona que la ley de Dios fue entregada por ángeles, cosa que no encontrará normalmente en el Antiguo Testamento que usted tiene, eso es porque los autores del Nuevo Testamento estaban utilizando la versión septuaginta, la cual indica en el pasaje de Deuteronomio anteriormente citado, exactamente eso que en la escena en la cual Dios entregó la ley hubo ángeles presentes.

En Hebreos 10: 5-6 el autor cita de Salmos 40:6-8 diciendo me preparaste cuerpo y está citando de la Septuaginta (El Salmo 40 : 6, es el 39 : 7 en la septuaginta) pero si ve su Biblia tomada de la versión hebrea no dice me preparaste cuerpo sino me abriste oídos algo totalmente distinto, lo cual indicaría que los apóstoles de Jesús y primeros cristianos usaban la Septuaginta considerandola tal vez mas precisa que la versión hebrea.

Otro ejemplo de que se ha considerado la septuaginta como más acertada y precisa que el texto hebreo es en Isaías 7 : 14 la septuaginta dice la virgen concebirá un hijo pero el texto hebreo usa la palabra almah que significa una muchacha joven sin embargo, en Mateo 1 :23 el autor cita de la septuaginta “una virgen”. Parece ser entonces que en referencia a Isaías 7 : 14, la mayoría de los traductores y por tratarse de un punto doctrinal crítico prefirieron usar la palabra virgen de la septuaginta en lugar de la palabra muchacha joven del texto hebreo.

Otro ejemplo es el texto de Lucas 4 : 18 en el cual Jesús lee de Isaías 61 : 1 – 2,  Jesús lee “… y a los ciegos vista”, sin embargo el texto masorético (en hebreo) no contiene esa parte pero la Septuaginta si incluye la parte de “y a los ciegos vista”.

En Salmos 8 : 5 el texto hebreo masoretico dice “….le has hecho poco menor que los dioses (elohim)”  mientras que la septuaginta dice “…poco menor que los ángeles…”; el masoretico no utiliza la palabra hebrea malakim que se usa en hebreo para ángeles, sino la palabra hebrea elohim que es dioses, y la mayoría de las Biblias actuales tomaron ángeles de la septuaginta.

Al parecer en éstos 2 últimos ejemplos, el texto masorético se mostró incómodo de mencionar otros seres divinos, aun y cuando el resto del antiguo testamento enfatiza la existencia de otros seres divinos que no son nada comparados con Dios.

En la versión septuaginta (griego) en Amós 7 : 1 se menciona a un rey Gog una langosta, mientras que el texto hebreo en ese pasaje no hace ninguna mención del misterioso personaje importante en la profecía (Ezequiel y Apocalipsis) por lo cual se puede concluir que obviamente no es una langosta rey de langostas, pues la Biblia indica las langostas no tienen rey (Proverbios 30:27), a menos que se trate de otros seres malignos identificados como langostas las cuales si pueden tener rey, como el caso de las langostas de la quinta trompeta que tienen un rey Apolión (Apocalipsis 9: 1-11).

En Ezequiel 28 :13 en las piedras de la vestidura de Satanás, en el texto hebreo aparecen menos piedras mencionadas que en la septuaginta.

En Job 40 versículo 15 se menciona al Behemoth un animal con cola de tamaño de cedro la septuaginta menciona que fue creado para que los ángeles jugaran con él.

En Job 42 :11 la septuaginta añade que los que habían conocido a Job al venirlo a consolar le trajeron cada uno, un cordero y oro con peso de 4 dracmas, por cierto que una traducción de Job al arameo hallada en los rollos del mar muerto y que sería entonces incluso anterior a la septuaginta también señala que cuando vinieron a consolarlo le trajeron cada uno una oveja y un anillo de oro, mientras que las traducciones basadas en el masorético dicen que le trajeron una pieza de dinero y un anillo de oro, por lo visto la septuaginta y la versión aramea, que son anteriores al masorético, habrían estado basadas en alguna versión hebrea que si mencionaba que cada quien le llevó un cordero a Job.

Grandes diferencias – Esther y Jeremías

Esther

Una gran diferencia entre el texto masorético (hebreo) y la septuaginta (griego) es el libro de Esther.

En el masorético, en el libro de Esther, Dios no figura como personaje, nunca es mencionado Dios, ni existen oraciones, ni otras cosas que caracterizan a los libros del Antiguo Testamento, en cierto sentido se puede decir que carece del toque espiritual y religioso que caracteriza a los demás libros del Antiguo Testamento.

En cambio el libro de Esther, en la septuaginta es una historia más larga, en la que Dios es mencionado continuamente, se incluyen las oraciones de Mordecai y de Esther, y el sueño de Mordecai y su interpretación.

Jeremías

Otra gran diferencia es el libro de Jeremías.

La versión de Jeremías en la versión masorética (hebrea) del año 800-1000 después de Cristo es bastante más larga que la versión de la septuaginta de unos 1,000 años antes.

Pero aún más interesante es que en los rollos de las cuevas de Qumran (que son unos 1,000 años más antiguo que la septuaginta) se han hallado en la misma cueva, fragmentos de ambas versiones, tanto de la versión larga finalmente plasmada en el masorético, así como fragmentos de la versión septuaginta, que son particulares de la versión septuaginta y de esta forma la validan, por lo cual parece ser que en un principio existían 2 libros de Jeremías.

Existen muchas más diferencias, pero las anteriores son solamente algunos ejemplos.

Es importante notar que en el Nuevo Testamento se puede comprobar que los apóstoles citaron el texto griego (la Septuaginta).

Otro pasaje en el Nuevo Testamento en el cual el autor está refiréndose y citando un texto específicamente de la septuaginta es Hebreos 1 : 3 cuando el autor de Hebreos habla del Hijo de Dios como resplandor de la gloria de Dios, la palabra resplandor que en el griego del Nuevo Testamento es la palabra “apaugasma” aparece solamente en ese versículo en todo el Nuevo Testamento, parece que el autor de Hebreos está tomando esa idea, concepto incluso la palabra específica del Antiguo Testamento en su versión septuaginta, pero la versión septuaginta contiene más libros que los que incluyen la mayoría de las Biblias utilizadas hoy en día, libros que actualmente muchos judíos y cristianos no consideran sagrados, pero que sí eran considerados sagrados para muchos judíos y muchos de los primeros cristianos, ese concepto y frase en Hebreos 1 :3, está en la septuaginta en el libro de Sabiduría de Salomón 7 : 26, donde aparece esa palabra griega apaugasma, por única vez en la septuaginta.

Eugene Ulrich en “The Jewish Scriptures: Texts, Versions, Canons” en Dictionary of Early Judaism ó Early Judaism A Comprehensive Overview, señala que el descubrimiento de manuscritos hebreos en Qumran (los rollos del mar muerto) validan la veracidad de la LXX (septuaginta) rollos tales como 4QDeut (Deuteronomio) 4QSam, 4QJer muestran en hebreo el tipo de texto del cual el Antiguo Testamento Griego ha sido fielmente traducido.

Ulrich, continua:  Esos manuscritos han iluminado el primero de cuatro niveles que deben ser tomados en cuenta cuando se trata con el texto padre individual Hebreo del cual la traducción original fue hecha. Previamente se había presumido básicamente que el texto padre era virtualmente idéntico con la forma en el texto masorético, pero las abundantes ediciones variantes desenterradas en Qumran han liberado a los críticos de esa visión miope. Uno debe considerar seriamente que el Griego (la septuaginta) es testigo de un texto hebreo que puede simplemente ya no estar disponible.

Tal es el comentario de Ulrich, y es bastante razonable, hay estudiosos que tambien coinciden en opinar que existió otro texto hebreo el cual ya no estuvo disponible hace tiempo, y que al parecer si estuvo disponible para el historiador judío Flavio Josefo, esto por ejemplo en el caso de 1 Reyes 13,  relato del cual Josefo cuenta con muchos detalles de la historia y que le dan más sentido, pero los cuales no están en el texto masorético.

Otra pista de que Josefo tuvo acceso a un original que coincide con rollos de Qumran es el libro de Samuel, el rollo 4QSam contiene todo un párrafo que es la introducción a 1 Samuel 11 :1, pero ese párrafo no está ó no sobrevivió en el masorético ni en la septuaginta, sin embargo, Josefo tuvo acceso a alguna copia que contenía ese párrafo pues el lo relata en sus Ant Libro 6 cap 5, 1.

Considerando este tipo de diferencias entre ambas versiones, la versión septuaginta es un recurso muy útil en los estudios bíblicos.

Aaaa

Anuncios